*SARCÁSTICO, CÍNICO, ARROGANTE Y ABUSÓN *NO ESTARÁ EN BOLETAS, SI EN LAS CAMPAÑAS *SERÁ CANDIDATO, ÁRBITRO Y ESCRUTADOR *ABRE MICRÓFONO A GOBERNADORES Y EDILES *FOX SE HARÍA UN FAVOR GUARDANDO SILENCIO

0
39

La Visión de Chihuahua / 14 de enero 2021

Ofende su sarcasmo cínico, arrogante, abusón. Es el tipo “si y qué, lo hago porque puedo y porque me da la gana”. El sintió la impotencia frente al avasallamiento del poder y, desesperado, en la elección del 2016 exclamó aquel “cállate chachalaca”, intentando contener el activismo electoral del entonces Presidente Vicente Fox, otro desbozalado sin conciencia del Estado de Derecho.

Hoy que ocupa el poder desahoga las frustraciones y agravios acumulados durante décadas en actividad opositora, con el desparpajo del rencoroso desesperado por oportunidades de venganza. Debe disfrutarlo como niño sobre una montaña de bombones, riendo a pierna suelta mientras piensa que ahora van las suyas. El problema es que en sus venganzas personales arrastra a toda una nación.

El INE lo apremió a cancelar sus actos matutinos de propaganda, prohibidos en la Constitución, y respondió como brabucón de barriada. “Ahora que no quieren las mañaneras, pues vamos a tener que hacer otras. Como diría el diablillo ese que sale en las redes sociales `diles que ahora que no quieren las mañaneras van a haber también conferencias a mediodía y en la tarde-noche, para que se enojen”, dijo entre risas burlonas, desafiando la autoridad del órgano electoral y pisoteando la Constitución.

Tras él se apresuró el coro de los leales hasta la ceguera, con el estribillo de que “quieren callarlo, pero no van a poder” y la engañosa necedad de que “el pueblo tiene derecho a estar informado”. Es la respuesta estándar de los voceros, cientos de miles en todo el país, para evitar que el Presidente cumpla con su deber constitucional de imparcialidad en los procesos electorales.

La conducta de los aduladores hasta la ignominia es despreciable; la del Tlatoani sórdida, sarcástica y falaz, inadmisible en una persona con su nivel de autoridad y poder. “Lo único que puedo comentar es que no debe de confundirse, propaganda con información. ¿Qué es propaganda? El que yo esté llamado a votar por un partido, de manera directa o simulada, ¿cuál es la palabra? subliminal. No, nosotros no vamos a hacer eso, nunca lo hemos hecho, sería ir en contra de nuestros principios, contra eso luchamos durante mucho tiempo”. Así, con esa mentira justifica su activismo electoral. Asunto resuelto.

No estará en las boletas, pero será centro de las campañas electorales. Encuentra imposible sustraerse, 20 años enfrentado a la “Mafia del Poder”, viviendo en perpetua campaña lo marcaron de por vida y hoy que gobierna no encuentra su lugar, quiere y será voz de sus candidatos, los candidatos de Morena y sus aliados.

 El INE no podrá hacer absolutamente nada para frenarlo, tampoco los partidos políticos y, llegado el momento, el Tribunal Electoral sentenciará que las mañaneras no son propaganda y que no influyen, en modo alguno, en las campañas electorales. Además, si recibe alguna tímida recomendación ni en cuenta la tomará, él es la ley, la democracia, él es el pueblo, la Constitución.

La oposición necesita ver con claridad los terrenos que pisa en el régimen del autoritarismo, entender que su plataforma matutina como catalizador de las campañas oficiales es sólo una parte de lo que viene. Con el cinismo que invocó al diablillo de los memes, solapará las más burdas maniobras antidemocráticas del ejército de fieles que cubrirá el país durante la jornada electoral. Acarreos, compra de votos, dinero ilegal, intervención de funcionarios, reventamiento de casillas, amenazas y cuanto se les ocurra con tal de ganar la elección.

Sabe que necesita conservar la mayoría en la Cámara de Diputados y ganar al menos la mitad de las gubernaturas, sin cuyas victorias su proyecto de nación trastabillaría. Nada lo detendrá, será candidato, árbitro, escrutador y el que diga quien ganó. Confía en que la próxima sea la elección que consolide sus anhelos de pasar a la historia ¿Porqué obraría con sutilezas?.

Rompeolas

Vicente Fox se haría un favor guardando silencio. Cada vez que se le ocurre salir a medios acusa la debilidad mental propia de la edad. El inocente no tuvo mejor ocurrencia que decir “Congruencia Sr Presidente!! Que se calle la ‘chachalaca’ tabasqueña, en las mañaneras”. Aparte del INE, quienes deben involucrarse en la discusión son los presidentes de los partidos y los gobernadores, únicos capaces de hacer algún contrapeso.