Devolvió las gallinas por viejas y enfermas

0
264

GPS / Columna / El Diario de Chihuahua / lunes, 17 agosto 2020

-Ya no soportan a los gavilleros en Morelos

-Sigue Chihuahua arriba en feminicidios

-‘No soy posible candidata, ya estoy lista’…

Tiró la toalla el Presidente de la Sección Municipal del Charco, Carlos Ramos, en su participación dentro del programa de Entrega de Aves de la Secretaría de Desarrollo Rural del Gobierno del Estado. Le quisieron dar gato por gallina.

No podía ser de otra forma. Las aves de corral, gallo-gallina, que se distribuyen como una forma de apoyar la producción para auto consumo, ni para caldo sirven.

Son una verdadera burla a las familias que buscan alternativas para sostenerse al menos en el tema alimentario en la crisis de la pandemia que ya lleva cinco meses y que al parecer se prolongará por lo menos hasta octubre.

Los animales estaban flacos, desplumados y enfermos. Lo mínimo era rechazarlos. Sale de plano más caro conseguir veterinario para mantener con vida una escuálida ave, que conseguir unas ponedoras de calidad de las que importan las grandes productoras de huevo en México.

No es maíz con gorgojo pero se le aproxima. Son animales que se convierten en una carga para las familias.

“Mil disculpas. No puedo entregar gallinas en mal estado. Por ello mejor me deslindo de este apoyo. No voy a joder más a mi gente, ya con la pandemia es suficiente”.

Es un líder seccional panista de toda la vida que se siente traicionado, uno más, y ni modo. Recursos públicos tirados a la basura y desaprovechados.

***

Cada vez se hacen más comunes las denuncias de pobladores de la zona rural y serrana por la violencia de la que son víctimas de parte de gavilleros aislados y grupos criminales, en los que se habla de levantones, homicidios, quema de viviendas y robo de vehículos.

En la comunidad de Ciénega Prieta, del municipio de Morelos, pegaron el grito en el cielo con justa razón por los hechos de terror que sucedieron la tarde del siete de junio, hace ya más de dos meses, en los que aseguran sicarios del grupo criminal Beltrán Leyva, cometieron una serie de asesinatos y tropelías, sin que asomara las narices autoridad alguna, hasta la fecha.

Los representantes de Ayuntamientos y liderazgos comunitarios son figuras decorativas para poder interceder por la seguridad de los lugareños. No tienen ni la capacidad de armas, ni tácticas. Terminan por evitar los problemas, comparsa, omisión o simple protección de su vida y la de sus familias.

El clamor en estas regiones es la intervención de los altos mandos del Ejército, que tampoco llegan. La Guardia Nacional sólo existe en el papel, no se diga las fuerzas estatales. Pese a ello, aún tienen esperanza de auxilio. Esa esperanza es lo último que muere.

***

Reuniones van y vienen con diversos consejos y organismos dedicados a la prevención del feminicidio, pero de poco han servido sin la voluntad y el compromiso central.

Es el titular del Ejecutivo sólo un adorno que no ejerce el liderazgo que debiera en la toma de decisiones y el seguimiento necesario.

En este y otros temas sólo patea el bote para delante.

Sigue estando Chihuahua en los primeros lugares nacionales en la materia. Poco ha mejorado en los casi cuatro años de la administración corralista.

Tocó fondo en 2018 con medio centenar de casos, en 2019 se contabilizaron 29 y en lo que va de 2020 ya son 17 al mes de junio.

Este último mes de junio -julio aún no se conoce-, de acuerdo con el Secretariado Ejecutivo de Seguridad ha sido terrible, y eso que son datos por demás matizados. Se cometieron ocho crímenes, la mitad del semestre.

Estamos hablando sólo de los denominados feminicidios. Pero son cientos las mujeres asesinadas que no entran en dicho concepto, aunque muchas de ellas pudieran ser consideradas.

Se requiere necesariamente algo más que reuniones por zoom, plataforma que tiene embelesado al gobernador. Su rostro de impotencia, cubierto con la mano, lo dice todo en la imagen que le mostramos en nuestra edición digital.

***

Muy ilustrativa la gira de Maru Campos por la zona sur, en Jiménez el sábado y el domingo en Cuauhtémoc. La campaña de tierra a todo lo que da.

Aspectos muy claros en el discurso de la alcaldesa, en su tiempo libre, en papel de aspirante principal del panismo, contracorriente, sin vobo ni lineazo.

Hay indolencia en la atención a los municipios, en particular Jiménez, por funcionarios que no salen a la calle ni para que les dé el sol un momento.

Por eso no se satisfacen las exigencias. Los discursos oficiales se alejan de las necesidades reales de la gente.

Hasta el momento no hay reunión, y seguramente no la habrá, con el titular del Ejecutivo, aunque vaya Maru con Mario Vázquez, Israel Beltrán o Memo Hernández, como bromeó en el programa de entrevistas radiales.

Los pleitos no convienen a nadie, en un asunto donde el PAN tiene sus propias reglas, y éstas deben acatarse, más allá de respetos e investiduras. Las cosas como son.

“¿Cuál posible candidata? Cuestionó Maru a su interlocutor jimenense. Ya, ya estamos listos”.

***

Puso los puntos sobre las íes el Fiscal General del Estado, César Peniche, en un congreso virtual de derecho penal auspiciado por la Universidad Nacional Autónoma de México.

La concentración de funciones de investigación con desplazamiento del ministerio público federal es una puerta a la ineficiencia y en no pocos casos, a la corrupción.

Con un detalle más. No se están abriendo carpetas de investigación sobre homicidios cometidos por delincuencia organizada, pese a que el 70 por ciento del universo están vinculados a ella.

Hay un adormecimiento de la FGR, sin recursos ni personal suficiente, en detrimento de las entidades federativas que deben cargar con el peso de las investigaciones como si fueran delitos del fuero común.